Martes 19 de Noviembre del 2019

Noticias

Iron Maiden: el show de rock definitivo.

16 | octubre | 2019

iron maiden

Por Matás Barrios

Legacy of The Beast Tour es el nombre de la gira que trajo por undécima vez a Iron Maiden a nuestro país. El título de tour y la cantidad de veces que tocaron suelo argentino no da mayores indicios de lo que sucedió el sábado 12 de octubre en el estadio José Amalfitani: uno de los mejores shows de rock que se hayan visto jamás en Argentina.

La aseveración tiene un fundamento si se repasa lo que pasó en la noche del sábado en la cancha. Iron Maiden llevó adelante un tour que no sólo tuvo en su setlist a sus grandes clásicos, sino que además realizó una inversión aún mayor que la habitual en la puesta en escena. Al tener un mínimo conocimiento sobre la banda liderada por Steve Harris se sabe que una de sus principales características es dar grandes espectáculos en sus presentaciones en vivo. Pero esta vez subió varios niveles más.

La expectativa era muy grande con esta nueva visita: por un lado, las redes sociales y la web hicieron su parte dando adelantos sobre el contenido del tour que fue uno de los causantes del sold out. Además, un día antes, Iron Maiden fueron declarados visitantes ilustres de la República Argentina en el Congreso. Hasta incluso el clima jugó su parte, ya que una intensa tormenta que soportó Buenos Aires y alrededores hicieron que no pocas personas se preguntaran si el recital se iba a suspender.

El tour Legacy of The Beast viene con la premisa de tocar grandes clásicos y que cada tema tenga un marco visual distinto. Esta ambiciosa idea llevada a cabo de manera excelsa por 6 músicos de vasta experiencia y sobrada calidad. Acaso la persona más apta en el mundo para ser el frontman de una banda de estadio es Bruce Dickinson, que un múltiples cambios de vestuarios, un histrionismo digno de los mejores actores de teatro y una voz impecable e intacta con los años, se pone a la altura de las circunstancias, ya sea con un avión encima suyo (si, un avión, en el escenario) como sucede cuando tocan Aces High, el tema que abre el show, o bien cuando en el momento de tocar Fligh of The Icarus lo hace lanzamallas en cada brazo.

Mientras Dickinson hace de las suyas, Steve Harris comanda una estructura musical por demás sólida, con complejas composiciones que ejecutan con maestría sus laderos Nico Mc Brain, Steve Harris, Adrian Smith y Janick Gers.

 A la lista de temas seguramente todos los fanáticos que fueron parte de esta noche que arrancó con Doctor Doctor (el show no arranca cuando la Doncella de Hierro sube al escenario, sino  cuando suena el clásico de  UFO, banda que tuvo a Iron Maiden de teloneros a fines de los 70’) y cerró con Run To The Hills les hubiese gustado escuchar algún tema de la catarata de clásicos que la banda ostenta, pero sin dudas se habrán ido conformes con lo que vivieron. Como para no estarlo, no todo el mundo tiene el privilegio de ser parte de un momento histórico.